Cátedra 1947 Oct. 29

Cátedra del Verbo Divino. Miércoles, Octubre 29 de 1947 Tema: ¡El inicio de su Obra Espiritualista en la Nación Mexicana!

¡Gloria a Dios en las Alturas y Paz en la Tierra, a los hombres de Buena Voluntad!… Gloria a Dios en las Alturas y pasa Mi Espíritu Divino de la Escala de Perfección a la de Jacob, para enviar desde ahí Mi Palabra entre Mi Pueblo Amado de Israel, en este día 29 de Octubre de 1947, Alba de Gracia en que una vez más os habéis reunido y congregado en Representación de los Siete Sellos, de las Siete Iglesias que Elías, por conducto del hijo del hombre, vino a implantar por Mi Voluntad a la Tierra. Yo os recibo en Mi Regazo de Padre, os aposento y por vosotros, Bendigo y Perdono al Universo entero, en Mi Nombre que Soy el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. …

1. ¡Bendito seáis, Pueblo de Israel, que sabéis acatar el Llamado del Maestro, que sabéis percibir en el fondo de vuestro corazón la Voz de Alerta que el Padre os da en el alba de Gracia!…

2. Habéis Preparado vuestro corazón, vuestro oído y vuestro entendimiento, para venir en pos de la Palabra del Divino Maestro; también habéis venido Preparado, para saborear una Gota de la Esencia que vengo a derramar; y también con Mi Presencia, Fortificaros; y con Mi Potencia, transitar a través del Camino, con la Firmeza y la Paz que corresponde al Pueblo de Israel.

3. Habéis atravesado los caminos; los unos, habéis atravesado los caminos; los otros, de cercana comarca; habéis venido todos, en pos de una Palabra que ha de llenar de Luz vuestro entendimiento y Ayudaros a salir Avante en el camino; porque los unos, habéis encontrado un obstáculo; los otros, habéis llegado a la encrucijada del camino y no sabéis qué camino tomar; el otro, porque siente pesada la cruz del Cumplimiento y vienen a su Maestro, para decirle: -Maestro Divino, ¿ésta es Tu Voluntad, éste es el peso de la cruz que Tú has puesto en los Escogidos, o acaso nosotros mismos, hemos aumentado el peso de esa cruz?…

4. Y, el Maestro, os dice: Todo aquel que se Prepara, que Me Ama y sabe Velar y Orar, no siente grave el peso de su cruz; mas todo aquel que se aleja del Cumplimiento, siente que la cruz pesa sobre él como un fardo; pero ésta, no es Mi Voluntad. Por eso, he venido a Preparar Cirineos para los Guías de multitudes, por eso los Labriegos también tienen un Cirineo en los Columnas, por eso he Preparado las Casas del Padre y he distribuido con Perfección los Dones para que cada uno de ellos se levante Cumpliendo su Misión.

5. Desde el principio de este Tercer Tiempo, así os Preparé; por el conducto de Damiana Oviedo, Señalé los Dones que correspondían a cada uno de los hijos del Pueblo de Israel, dentro de la Casa del Señor; mas fuera de Ella, todos sois Labriegos, todos sois Sembradores, todos seréis Apóstoles cuando el momento sea llegado; porque ahora, unos sois Párvulos apenas; y los otros, os estáis Convirtiendo en Mis Discípulos.

6. Aprended de Mí, Pueblo Amado, Escuchadme, Analizad Mi Palabra para que podáis Guiaros en el camino. Yo he Preparado la Conciencia, en el fondo de cada uno de los seres; y entre vosotros, ha sido derramada la Luz a torrentes. ¿Cómo podéis engañaros a vosotros mismos, Pueblo de Israel?

7. ¿Cómo podríais preguntar al que nada sabe? ¿Qué es lo que debéis hacer para salir Avante, si en fondo de vosotros mismos está Mi Palabra, está Mi Luz, está el espíritu que a cada instante habla obedeciendo Mis Mandatos Divinos?… Mas la carne es frágil, el corazón es débil, la envoltura es pequeña y torpe y os hace caer; pero en cada alba de Gracia, vengo a Levantaros y a Prepararos aún más.

8. ¿Cómo podríais salir Avante en las grandes pruebas que se acercan para el Pueblo Bendito de Israel? Solamente el Amor, la Comprensión entre vosotros y la Oración, podrá Ayudaros, Mi Omnipotencia es Poderosa. Yo todo puedo hacerlo, pero en este Tiempo es Mi Voluntad dejar en las manos del Pueblo Escogido esta Obra que no tiene principio ni fin entre vosotros, porque el Principio está en Mí y el Fin también está en Mí.

9. Y si a vosotros, os he hecho Poseedores de esta Obra, es porque Yo Mismo os he Preparado. No he encontrado bastantes Méritos en vuestro corazón, pero Yo he hecho Méritos para vosotros.

10. A cada uno de Mis hijos, Yo he venido a llamarlo y a Prepararle, a Purificarle a través de este Tiempo, he venido a Enseñarles; Yo he querido que su Luz y su Experiencia, sea mayor que los de la humanidad; para que estos seres Amados, se levanten dando la mano a los demás hermanos, Preparando el camino de los demás y dando Testimonio de Mi Presencia, Potencia y Esencia.

11. Yo os he Escogido, no es la mano impura del hombre la que os ha Conducido a esta Casa; es Mi Poderosa Voluntad la que os ha hecho llegar a Mí. Mucho tiempo ha, os he llamado, Pueblo de Israel; y los unos, habéis llegado en hora temprana y los otros en la hora tardía, en este tiempo en que Mi Palabra está presta a Terminar, en que las albas cortas serán para vosotros y Mi Palabra ha de llegar a su final y he de dejar Consumada la Obra que el Padre, Me ha confiado.

12. Mas, Yo os conozco. Conozco a vuestro espíritu y a vuestra carne, conozco la Fuerza del espíritu que habita en vosotros y conozco también vuestro entendimiento y corazón; y si os he Escogido torpe e ignorante, así quiero Servirme de vosotros. Mas no vengo a Servirme del entendimiento Preparado por la enseñanza o ciencias de los hombres; vengo a Servirme del entendimiento Limpio, del corazón que Me Ama, del espíritu que presiente la Grandeza de Mi Obra Divina. De ese vengo a Servirme en este Tiempo; y os he mantenido entre la humildad, en la pobreza y en la ignorancia, porque así Me place Servirme de vosotros.

13. ¿Acaso os he Escogido en el camino, por la casualidad?… ¡No, Pueblo!… vos, sois el Pueblo de ayer, el Pueblo Escogido de todos los Tiempos; a Quien he dado distintas Vestiduras a través del camino, para que por medio de Ellas, pudieseis dar un paso Adelante en el Camino de la Espiritualidad; y en cada Etapa que os he confiado, he contemplado en los unos la ceguedad, la miseria y la necedad, el abandono de su mismo espíritu, la flaqueza, la ausencia de Mí; y habéis caído muchos, en tentaciones; no habéis oído la Voz del Padre, que Resuena en lo más profundo de vuestro mismo ser; y Yo, os he Despertado.

14. Yo como Buen Padre, -que Vigila los días y las noches del hijo Amado- he llegado a vosotros; os he hecho el Llamado por primera, por segunda y por tercera vez; y os he dicho: ¡Levantaos, porque ya es la hora Propicia del Trabajo y del Cumplimiento, no sirváis más al mundo; Servidme a Mí, para que podáis alcanzar la Paz Espiritual!…

15. Porque el Tiempo que os he entregado, es una Gracia de incalculable Valor; no poseeréis este Tiempo, indefinidamente; no poseeréis este Tiempo, por vuestra voluntad; será el Padre, el que os dará este Tiempo por Gracia y por Amor a vosotros. Entonces, ¡tomad el Tiempo como Salvación!… como el Precio, de la Salvación Espiritual de vosotros y de la humanidad.

16. Pensad, Mis hijos, que no habéis sido criados ni enviados a la Tierra tan solo para vivir conforme las leyes que los hombres han forjado; pensad más allá de vuestra carne, pensad en vuestro espíritu que es parte de Mi propio Ser y que Yo lo he Agraciado con los Dones y Atributos de Mi Mismo Espíritu; pensad cuán grandes son sus Deberes, pensad Quién es el que os ha enviado y mandado también; entonces, Velad y Preparaos, porque ya se acerca la hora en que el Padre, vendrá a tomar cuenta a cada uno de vosotros, de lo que habéis recibido y de lo que habéis hecho.

17. No quiero amedrentar vuestro corazón, no quiero sembraros temor hacia vuestro Padre; Yo Soy el Padre, que quiere hacer nacer en el hijo la Confianza y el Amor a su Padre.

18. Los tiempos han pasado, Yo os he hecho el Llamado por conducto de Mis hijos y también os he hablado por conducto de los entendimientos de Mis hijos Preparados; os hablé también por conducto de Roque Rojas y por él di a conocer la Ley amplia y Perfecta, que había de Regir al Pueblo y a la humanidad; derramé en Ella, la Sabiduría de Mi Espíritu, hice Comprensibles cada uno de Mis Mandatos, Preparé la Simiente por conducto de Aquellos.

19. Elías, Aderezó los Caminos del Señor, Preparó el corazón, en el cual Yo había de depositar Mi Amor, Mis Complacencias, Mi Verdad; Preparó el corazón de Damiana Oviedo, de la Sierva Bendita de la cual Yo después Me Serví, la cual fue Instrumento de Mi Divinidad Altísima, Sierva Fiel que inclinó su cerviz, y Me dijo: -Señor, Tú me has escogido, y la humildad de mi corazón no has contemplado… Yo la tomé como Instrumento de Mi Divinidad para Guiar al Pueblo que empezaba a formar, a reunir en esta Nación Bendita; y por conducto de Ella misma, seguí poniendo los Cimientos de Mi Obra Bendita.

20. Después seguí Escogiendo y Preparando, seguí Purificando entendimientos de los cuales había de Servirme; y los Pedestales -cual Mis Portavoces- se han multiplicado en el seno de Mi Nuevo Pueblo de Israel; y la Semilla Espiritual, ha Germinado entre ellos; y Yo, he seguido dando Mi Enseñanza y dando Testimonio de Mí, a la humanidad.

21. Sin embargo, vengo a hacer un llamado más a Mis Pedestales, al que lleva en su espíritu tan grande Potestad y Cargo; y vengo a preguntarle, -en estas Albas de Gracia- si está dispuesto a Seguirme. Si está dispuesto, a Servir a la humanidad; si Me Ama, si ha Estudiado Mi Enseñanza, si ha Comprendido la Grandeza de Mi Obra y su Trascendencia.

22. Sí, Mis hijos, vengo a preguntarle al Pedestal, que si -como Portavoz de Mi Divinidad- está Dispuesto a abandonar lo más querido y apreciado de su Vida en su existencia humana; si puede abandonar por un instante a sus familiares o seres queridos, mientras Yo Me sirvo de él, para dar Voz de Alerta a la humanidad.

23. Yo os daré un lapso de tiempo, Pedestales Amados; y al cabo de ese tiempo, vendré a preguntaros si ya habéis Estudiado, si podéis contestar a Mi pregunta. Os dejo las albas que faltan de este año; y en la última alba, os reuniréis y os preguntaré -como el Padre más Amante de sus hijos- cuáles son vuestros Buenos Propósitos y qué es lo que habéis formado en el fondo de vuestro corazón para ofrecerlo al Padre como Holocausto, en los Tres últimos Años que el Padre enviará su Rayo Universal para convertir su Verbo Divino en voz sonora entre los hombres.

24. Porque del Pedestal o Portavoz, depende el Adelanto del Pueblo de Israel; por eso lo Purifico a cada instante, por eso Estoy muy dentro de su corazón, por eso he enviado a su diestra y siniestra los Ángeles que Guíen sus Pasos y he puesto sobre su cabeza la Balanza de la Justicia; y no permitiré que el Portavoz en adelante se materialice, no permitiré que sea instrumento de la tentación, que se incline hacia el mundo y a él pueda servir, porque éste -por sí mismo- se habrá apartado de Mí.

25. Os hago el Reclamo Pedestales ¡oh! Portavoces Míos, así como en los primeros Tiempos, Yo pude Reclamar también el Cumplimiento de Moisés y después el Cumplimiento de los Profetas; de Ellos Me serví para hablar a la humanidad, ya que la humanidad se había alejado de la Luz del Padre, ya que no podía Comunicarse con Él, de espíritu a Espíritu, porque se había materializado, porque había caído en vicios y en pecados, en lujuria y en adulterio.

26. La Voz del Padre, cesó para aquel Pueblo Amado; mas Yo escogí a Moisés y a los Profetas y por conducto de Ellos seguí hablando y Ordenando al Pueblo de Israel, no permití que se envanecieran Aquellos con el Don que les había entregado; y Moisés, después de la gran lucha y de la travesía por el desierto, no llegó a la Tierra Prometida, porque no quise que tuviera Gloria en este mundo.

27. Los Profetas, murieron también sacrificados, no habitaron en palacios, fueron los parias de la Tierra; fueron Aquellos que se acarrearon el odio de los gobernantes y de los sacerdotes y hablaron con Verdad por su boca, no hablaron por ellos mismos; sino Yo hablaba por ellos y la Verdad hirió el corazón de aquellos que Amonestaban y por esta causa, fueron muertos.

28. Mas, si en este Tiempo, los Pedestales por ser Portavoces de Mi Divinidad, por Transmitir Mi Palabra son escarnecidos, son alejados, desconocidos y muertos; no temáis Pedestales de Mi Divinidad, Yo os recibiré en Mi Seno Divino y os daré una Vida de Paz, si habéis sabido Cumplir en este Tiempo tan delicado, en este Tiempo Bendito de Gracia para Mi pueblo y para la humanidad.

29. En esta alba de Gracia, a vosotros va dirigida Mi Palabra, porque en vosotros el Padre confía, porque en vosotros ha depositado sus Complacencias y un gran Cargo, Yo pondré en vosotros: Mi Justicia, Mi Amor y Mi Verdad… Yo hablaré por vosotros como Padre Amantísimo, como Sabio Maestro, como Juez Inexorable, como Amigo de la humanidad.

30. Mas, nunca confundáis vuestro entendimiento, ni Me hagáis presente la Hoja manchada, ni la Fuente tampoco, Portavoces Míos, porque quiero encontrar esa Fuente, Cristalina; quiero la Fuente Iluminada con la Luz de Mi Espíritu Santo, para hacer Beber al Pueblo de Israel, Aguas cristalinas, Aguas que Purifiquen su corazón, Aguas que le aparten del mal camino; quiero contrarrestar el mal de la humanidad, quiero apartar el veneno que corre por su espíritu y por sus venas, quiero darle Vida de Gracia con la Espiritualidad.

31. Yo Me Serviré de los Portavoces que se hayan Preparado, mas, ¡ay! de aquél que desconociendo su Misión se aparte del Camino en este Tiempo, ¡ay! de aquel cerebro… porque será confundido, será quebrantado, ¿y hasta cuándo alcanzará el Perdón y la Clemencia?…

32. Yo vengo a Prepararos en esta alba de Gracia, y os digo: Vuestras obras serán puestas presto, muy presto, en la Balanza del Juez. El Padre Dictará sus Mandatos y sus Órdenes según sus Altos Juicios, según sus Decretos ocultos aun para el Pueblo de Israel; mas todo lo que Él Dictare y Ordenare a su Pueblo, será para el Bien de él mismo, será su Amor a la humanidad el que ha de derramarse en cada una de sus Sabias Palabras en ese Día de Gracia, que Él ha anunciado. Día de Gracia y de Amor para el Pueblo de Israel, última alba de este año 1947, en que todo Labriego ha de estar Preparado, Limpiando sus Vestiduras, cada uno con la Hoja del Cumplimiento en su mano, escrita con su propia mano, para ser Leída por el Padre; y el Padre, como Juez, como Sabiduría y como Amor.

33. Yo, Cristo, no soy el Juez, Soy la Segunda Persona, Soy el Amor, Soy el Maestro que Enseña; mas también que Previene, porque en Mí está el Padre y está el Espíritu Santo. …

34. Yo vengo a Prepararos en estos Días de Gracia, y a deciros: Reuníos Guías de multitudes con vuestros Labriegos, con vuestros Componentes y Escuchad en las últimas alba de este año, cada una de las Cátedras que Yo entregaré en el Templo del Mediodía y en el Recinto de La Fe. Preparaos con Amor y con Buena Voluntad, apartad las pequeñas imperfecciones que entre vosotros han surgido y que os han distanciado a los unos de los otros, Elevaos sobre esas pequeñeces y buscadme a Mí, buscad Mi Espíritu, haced que vuestra vana personalidad desaparezca, buscad vuestro espíritu y dejad que él Cumpla. Quiero que caiga de vosotros, la vanidad, la grandeza, el egoísmo y la falsa humildad; quiero que seáis Humilde de espíritu y de carne, quiero que imitéis Mi Ejemplo, está en vosotros mismos.

35. Yo, delante de vosotros en el Segundo Tiempo, trabajé y luché por la Obra de Redención, Yo fui el Cordero Inocente, Yo padecí y sufrí por la humanidad, Yo supe Perdonar, no una ni siete veces; sino mil veces y aún más, porque la humanidad es Mi hija, porque a ella vine a dar Ejemplo, porque Yo Soy el Padre de toda Perfección, mas, si vosotros sois Mis Criaturas, si en vosotros he puesto Mis Dones, Gracias y Atributos. ¿Por qué vosotros no Aprendéis de Mí?… porque no sois Mansos y Humildes, porque no sabéis Perdonar, porque no contempláis a vuestros hermanos con Caridad, porque no sentís su dolor.

36. Mirad Mis hijos, nadie es más, ni nadie es menos delante de Mí, Yo sólo contemplo a Mis Criaturas Amadas, Yo sólo contemplo hijos de Mi Divinidad que están luchando en la Tierra por Libertar a su espíritu de las cadenas de este mundo, de las cadenas abrasadoras de las tentaciones; Yo sólo contemplo en la Tierra, espíritus que han venido a Restituir por sus grandes faltas cometidas en los Tiempos pasados; Yo tan solo contemplo con Amor y Caridad cada una de esas criaturas, que las unas conocen sus faltas y las otras ignoran el porqué de sus dolor y de su gran cruz; mas es el Pueblo de Israel, en Quién han sido depositados los Mandatos, la Luz y la Potestad.

37. Ahora sabéis, Pueblo de Israel, que habéis venido a la Tierra a sufrir, a padecer porque habéis pecado; que habéis venido a Purificar vuestro espíritu y a devolver lo que debéis a la humanidad. Y, ¿qué es lo que debéis, Pueblo?… Amor, Caridad, Consideración a vuestros hermanos que os rodean…, porque, vos, os habéis sabido despojar del Amor con el cual Yo os he Formado, siempre habéis convertido vuestro corazón, en el corazón avaro, en el corazón duro, en el corazón que sabe abrumar al corazón de su hermano, el corazón que ha llamado súbditos para que le sirvan; y en este Tiempo, no habrá señores, no habrá reyes; todos serán Siervos de Mi Divinidad. Y vos, Pueblo de Israel, Siervo de la humanidad, por Amor a Mí; mas, Yo al final os Elevaré y os colocaré en Lugar Preferente en el Más Allá.

38. ¿Por qué os habéis materializado, Mis hijos?… Yo contemplo que siete años, habéis dormido; Yo contemplo el letargo, entre los guías; Portavoces y Labriegos, han caído; Yo contemplo, su desunión, su desdén por el mundo; Yo contemplo, su indiferencia al dolor; Yo contemplo, que os habéis endurecido; y Mi Palabra, no Conmueve ya vuestro corazón. Y, ¿qué esperáis, Pueblo Amado?… ¿Adónde vais?… os dice el Maestro, ¿qué habéis hecho de este Tiempo Preciso y qué vais a hacer en los tiempos futuros?…

39. Una pequeña y última Oportunidad, el Padre os concede; mas en Ella, escribiréis vuestra propia sentencia. Si os levantáis Preparados, os Salvaréis a vosotros mismos y Salvaréis a la humanidad; mas si dormís en profundo sueño, os perderéis y esta humanidad sucumbirá en el caos en que ha penetrado desde tiempo ha.

40. Los espíritus en el Más Allá, Me piden los envíe a la Tierra para Ayudar a la humanidad que sucumbe; mas Yo, les he dicho: Los Mensajeros ya están en la Tierra; los que han de dar la mano al que ha caído, ya están en la Tierra; los Preparados, los Iluminados, los Enviados ya están morando en la Tierra; y el Mundo Espiritual solloza, al contemplar que este Pueblo no se ha Fortificado, que es débil por Naturaleza; y si la carne es débil, Yo os he dicho: El espíritu de Israel, es Fuerte… y el espíritu de Israel, Vence, porque a Él le he dado Potestad.

41. He tranquilizado los espíritus en el Más Allá, y les he dicho: Ellos se Levantarán y Trabajarán… ellos Cumplirán en esta Etapa, porque en el espíritu de Israel, está Mi Potestad, Mi Esencia y Mi Verdad; y Yo haré estremecer a todo aquel que quisiere dormir, Yo daré una prueba a cada uno, para hacerles Reconocer el Tiempo en que se encuentran y no permitiré que duerman.

42. Sí, Pueblo Amado de Israel, no llegaréis a Mí con las manos vacías, no Me presentaréis el Trigo enmohecido, no vendréis a Mí con vuestra alma manchada, ni vuestro espíritu llorando, porque no os recibiré de esta manera; sin embargo, no quiero para vosotros el dolor; quiero la Gracia, quiero la Vida y la Virtud para este Pueblo Amado por quien he derramado una e incontables veces Mi Palabra Bendita.

43. Mirad las naciones, Pueblo de Israel, esperando un Rayo de Mi Luz, mirad a las naciones esperando la Voz de Alerta, mirad cómo se levantan implorantes los labios, las bocas diciéndome: -Padre, ya Te esperamos y no has Aparecido, ya hemos sufrido mucho y Tú el Salvador, no vienes en Auxilio de nosotros mismos. …

44. ¡Oh Israel, que ya debíais estar disperso en las naciones!… ¡Oh Pueblo, que habéis dormido en vuestros talentos, que os habéis conformado con el primer Paso y no habéis querido seguir Adelante; habéis estacionado Mi Obra por vuestro egoísmo, habéis tomado Mi Obra como vuestra y no habéis dejado que la Conozca la humanidad!…

45. No habéis querido dar un Paso adelante, Israel, aun cuando vuestra Obra es Grande y vuestro Camino es Extenso. Sin embargo, Yo les he dado Fuerza y Paciencia a aquellos corazones, y les he dicho: Presto está el momento en que Yo llegaré a vosotros y os daré lo que Me pedís.

46. Yo Preparo en esta alba de Gracia a los unos y a los otros. No sabéis lo que el Padre entregará a cada uno de vosotros en el alba de Gracia, en el alba Final y Primera del nuevo año, no sabéis lo que en sus Altos Juicios tiene Decretado y Escrito para cada uno de los Labriegos; por tanto, ¡Preparaos!… Amad más a vuestro espíritu, que a vuestra carne; Amadme a Mí, así como Yo os Amo.

47. ¿Acaso no habéis Comprendido Mi Amor infinito?… ¿No habéis contemplado en el camino de vuestra Vida en la existencia humana, Mi Amor y Mi Caridad derramada?… Vos, Me decís: -Sí, Padre, hemos contemplado Tu infinito Amor, hemos contemplado Tu Protección; pero nos falta la Fuerza, para Luchar!…

48. ¡La Fuerza, será con vosotros, Mis hijos!… Si habéis debilitado los unos por la falta de Cumplimiento y de Estudio, Yo os devuelvo la Fuerza; si estáis cansados porque habéis Trabajado y habéis trabajado en las tierras estériles, por un instante os daré descanso; y después, os levantaréis con nuevas Fuerzas, al Cumplimiento de vuestra Misión.

49. Caminad con Pasos lentos, pero Firmes; Estudiad, Analizad y Meditad también, porque quiero que seáis el Pueblo Prudente, el Pueblo Sereno, el Pueblo que Ore y que viva Alerta, el Pueblo que Me Ame y conozca su Gran Misión.

50. Sí, Israel, porque la humanidad os contempla, la humanidad abrirá una Esperanza de que habréis de Salvarle; pero duda a cada instante de los Dones que os he confiado, duda esa humanidad de Mi Presencia entre vosotros, ¿y por qué duda, Pueblo? Vos lo sabéis, pero en vuestras manos dejo esta causa, seguid preparando vuestro corazón y vuestro entendimiento para que la humanidad crea en vos, para que la humanidad confíe también en Mis Labriegos.

51. Desde esta alba de Gracia os Preparo; y en Verdad, os digo: El Padre vendrá con todo su Esplendor y Potestad; y hablará como habló a Moisés, hablará como Padre Universal; en esa alba de Gracia, llamará a sus hijos, escogerá a sus Siervos, les dará Misión, hablará y Prevendrá al Nuevo Pueblo de Israel para que sepa Cuidarse de los peligros, Conducirá a todos los corazones a un mismo fin, pondrá al Pueblo de Israel en un solo Valle y este Valle será Iluminado con su Luz; y de su Espíritu, derramará sobre el Pueblo de Israel, el Don de la Sabiduría; y de su Amor, derramará sobre él, Justicia y a la vez Caridad, porque el Padre ha de Manifestarse así, como es su Espíritu: Fuerte y Amante, Justo y Perfecto, Sabio y Amoroso. …

52. Así será el Padre entre vosotros en aquella alba de Gracia, y el Maestro estará a su Diestra y Elías será a su Siniestra y en una sola Intercesión y Él por misión Mediará entre el Padre y su Pueblo; y en vosotros estará la Causa de las causas, estará la Obra Divina que ha venido a Desatar en el Tercer Tiempo y las faltas del Pueblo de Israel no estarán ocultas; antes bien, serán puestas delante de sus Ojos Divinos, porque, ¿qué podéis ocultar a la Mirada del Padre? ¡Nada, Mis hijos muy Amados!…

53. Preparaos, Yo dejo en vosotros: Leche y Miel en vuestros labios…, Mis Palabras de esta alba de Gracia han venido a Prepararos a todos por igual, porque no quiero que seáis los ignorantes, los hijos que durmáis; los hijos que Confiéis en el Porvenir, sin Luchar ni Trabajar.

54. Yo en esta alba de Gracia os Preparo y pongo Alerta a los Guías de multitudes. A los que han Escuchado la Voz de Mi Llamado en esta alba de Gracia, a todos por igual, os digo: Abrid las puertas de vuestro corazón, las puertas de vuestra casa; es el Santuario que habéis Preparado, es la Humilde casa Preparada con la Oración del Pueblo de Israel; dejad que por ellas penetren los menesterosos, los enfermos, los pobres de espíritu, los confundidos, los engrandecidos, a todos dejad penetrad; y sed Pacientes y sed en verdad Caritativos y Amantes hacia ésta. …

55. Es esta humanidad con la cual lucháis a cada instante, la que ha de penetrar en las casas que habéis Preparado para Mi Divinidad; mas así como el Maestro recibe con Amor a todos sus hijos, vosotros les recibiréis, les daréis una Palabra de Consuelo, Prepararéis su corazón para recibirme y Yo en los unos derramaré Mi Palabra y en Verdad os digo, esto será comunión y Pan para sus espíritus.

56. De todos apartaré la confusión y a todos pondré en el Camino y en el sitio que cada uno debe de cubrir y en Verdad os digo, lo que vosotros no podáis hacer, Yo lo haré con Mi Palabra, Pueblo de Israel, lo haré porque os Amo y porque en este Tiempo, vengo a reunir al Pueblo de Israel, para dejar Escritos Mis Mandatos.

57. Preparo a los Labriegos, ¡oh! Guías de multitudes!… Los que tiempo ha, Trabajan en la Casa del Señor, ellos son los Responsables, los que han de ser Ejemplo de los nuevos Labriegos, los que han de dar Testimonio, porque largos años han pasado en la Campiña y conocen el Trigo que Yo les he entregado; ellos saben que este Trigo es Fértil, saben que cuando se han Preparado para Sembrar, han contemplado Prodigios en el corazón de la humanidad; y también ellos saben que cuando se han levantado impreparados a Sembrar, el Trigo no ha Nacido, el Trigo ha muerto en las entrañas de la tierra y no ha Germinado; mas ellos con la Luz, con el Estudio y la Enseñanza, serán Ejemplo de los nuevos Labriegos; porque voy a levantar grandes caravanas de multitudes, de cerebros que Yo he Preparado tiempo ha, y están ya en el instante de Desarrollar sus Dones que les he confiado y no permitiré que estos nuevos Labriegos, vayan por mal camino; Yo les Señalaré el Camino por el cual han de transitar, Yo pondré límites para que ellos no flaqueen ni un instante, Yo les haré conocer Mi Voluntad y su Conciencia a cada instante Obedecerá a Mis Palabras.

58. Sin embargo, muchos Labriegos se han dispersado, han tomado su Heredad y han ido a Sembrarla a su propia voluntad, han tomado su Libre Albedrío para perderse entre la humanidad derrochando los Dones, engrandeciéndose con esa falsa grandeza humana y han empequeñecido su espíritu y los he contemplado confundidos y perdidos entre la humanidad.

59. A ellos voy a Iluminar una vez más, voy a darles Oportunidad de Cumplir en este Tiempo, mas, si ellos volvieran a llamar a la Puerta, la Puerta Yo abriré, porque en este Tiempo de Misericordia y Caridad para la humanidad, todo el que llamare a la puerta, abierta le será. Yo les haré conocer su falta, ellos llorarán y se Purificarán en las Aguas cristalinas del Pozo de Jacob, el Río del Jordán prepara ya sus Aguas cristalinas para Lavar las manchas de su alma, en los espíritus que se han confundido.

60. Teniendo Mi Heredad, ya se preparan las Aguas cristalinas de ese Río de Vida y de Gracia, para llenar de Gracia a los que han de venir a buscar Mi Presencia. Todo será Limpio y Preparado y dispuesto por la Voluntad del Padre; vosotros seréis sorprendidos al conocer su Voluntad y sus Designios, todos ellos serán Sabios y Perfectos; y Conducirán a este Pueblo de Israel, por el Camino del Amor y de la Caridad.

61. Yo os dejo Preparados, Labriegos muy Amados. Purificaos y buscad Mi Palabra, Estudiadla, Analizadla y Comprendedla, Estudiad Mi Doctrina y Mi Verdad, Estudiad la Historia de Mi Obra en los Tiempos pasados y Mi Palabra.

62. Buscad a Mi Mundo Espiritual de Luz para que os instruya, ellos tienen la Luz de Mi Espíritu y todos vienen a Enseñar al Pueblo, no busquéis en los libros de la Tierra, en los entendimientos humanos; buscad en el Mundo Espiritual que tiene este Encargo, esta Misión; y en ellos, encontraréis gran Luz para vuestro entendimiento; mas a ese Mundo Espiritual que se Comunica por medio de vuestro cerebro, Acatadlo y Respetadlo, no lo hagáis descender a lo humano, no materialicéis su Palabra, ni sus actos; porque en la hora de la Justicia del Padre, al espíritu será dado lo que a él pertenece y a la carne, al cerebro o entendimiento, también lo que a él pertenece; no mezcléis las influencias superfluas, imperfectas y malas con la Luz, con el Trabajo Amoroso de esos Seres Benditos.

63. ¡Ah, si pudieseis contemplar la Escala, adonde esos seres Benditos habitan!… Si pudieseis contemplar su Luz y Potestad, viviríais en Vigilia, no habría Paz en vuestro corazón y sólo el temor embargaría vuestro ser. Mas, Yo contemplo que los unos os habéis familiarizado con el Mundo Espiritual, ya no contempláis la Superioridad de Ellos, ya no les tratáis como a Seres Espirituales de Luz; mas, Yo apartaré estas tendencias del seno de las Casas del Padre; y en verdad, todo será Conducido a la Luz y a la Perfección, todo ser.

64. Toda queja dentro de la Casa del Padre, será Transformada según la Voluntad del Padre y en Verdad os digo, asciende aquel que Espiritualizado pueda encontrarse, porque bien sabrá comprender la Bondad y grandeza de ese Padre que quiere para vosotros tan solo la Salvación y la Elevación Espiritual, porque vosotros no habéis medido el peligro, no habéis contemplado a vuestro enemigo, no habéis querido contemplar fuera de los límites de vuestro hogar o de la casa del señor,

65. No contempláis que las sectas se están preparando, están penetrando en el corazón de los Labriegos en las casas del Padre, para buscar en ellos la imperfección, para buscar en ellos la debilidad, la flaqueza o el infringimiento, y entonces acusar, entonces delatar, -al rechazar también a los Labriegos- al castigo o al juicio; y vosotros, no habéis contemplado estas vicisitudes. Confiáis en el Padre, sabéis que os Protege y que a través de los tiempos, Él mismo os ha encubierto con su Manto.

66. No ha permitido que los hombres toquen vuestra Vestidura y vuestra carne, ni vuestro espíritu; habéis permanecido ocultos en Mi Regazo, mas llegará el momento de la gran lucha; y para ese tiempo, quiero que estéis Preparados y Unificados como es Mi Voluntad, que hayáis Estudiado cada una de Mis Palabras, que estéis en el Lugar que os pertenece y que sepáis Cumplir vuestra Misión según Mi Voluntad.

67. Yo os dejo Unificados y Preparados. La Luz del Mi Espíritu Santo, bañe cada una de las Casas Preparadas por la Voluntad del Padre, la Luz de Mi Espíritu Santo sea en cada entendimiento. Preparo la Conciencia, dejo despejado el corazón, latiendo de temor, porque la Justicia del Padre está cerca de vosotros; mas Amadle antes que temerle, porque es la Ley del Padre, buscadla como infinita Bondad y Perdón. Mas, no manchéis vuestra alma ni confundáis vuestro espíritu, no desgarréis la Vestidura de vuestro hermano, no causéis la herida en su corazón, Amaos y Respetaos los unos a los otros, para que podáis decir que en Verdad Amáis al Padre.

68. Yo en esta alba de Gracia, dejo la Luz de Mi Espíritu, Mi Fortaleza y Mi Perdón, Mi Caridad también; con Mi Luz, apartad los problemas, apartad los vicios y caminad con paso Firme en el Camino, porque ésta es Mi Voluntad.

69. A los unos, pequeños, Yo los levanto al Cumplimiento. Los que corta Porción habéis reunido en la Casa del Padre, Yo multiplico la Porción y en Ella derramo la Fe. No temáis, si corta es la Simiente que Me hacéis presente; si esta Simiente es Buena, Yo la recibo y la Bendigo. Mas, no queráis presentarme gran número de Trigo mal cultivado, porque este no lo recibo; lo dejo en vuestras manos, para que sigáis Cultivándolo; y cuando el Trigo esté en plenitud de madurez, Yo lo recibiré de vuestras manos y multiplicaré vuestra Simiente.

70. De todos, recibo, en esta alba de Gracia, lo que Me hacéis presente. También contemplo vuestras grandes pruebas, y os digo: Acercaos a Mi hija Manuela y a Mi hijo José, exponedles vuestros problemas y ellos sabrán tender la mano de Ayuda al hermano pequeño, al hermano que pide, que suplica por el Bien de la Obra.

71. Yo en esta alba de Gracia os dejo Unidos, desde el primero hasta el postrero que en esta alba de Gracia ha sido Obediente a Mi Llamado. Dejo Preparados y Bendecidos los Recintos, Preparo la Simiente; en el fondo de vuestro ser, Preparo las Conciencias.

72. No he venido a Reclamaros, he venido a Señalar la debilidad del Pueblo de Israel; y si vosotros, habéis llorado, también el Maestro está llorando, porque, ¿qué duele al hijo que no duela al Padre?…, ¿a este Padre, que sólo quiere el Bien y la Paz para sus hijos?… Mas, cuando el hijo tuerce el camino, es el Padre quien ha de venir a Corregirle para que no siga cayendo en su pecado. En esta alba de Gracia os conforto y os Bendigo en Mi Nombre que Soy el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. … ¡Hablad, Pueblo de Israel, y dad Testimonio de Mi Verdad!…

(Videncia entregada por una hermana)

73. Para darte infinitas gracias, de lo que me has concedido en mis pupilas espirituales. Señor, me diste permiso de contemplar cuando mi hermana Carmelita abrió la oración para elevar las preces hacia las alturas y nos concedió el Padre Eterno Gran Jehová, sea entre nosotros, que se abre el firmamento, Señor, y pasan unos rayos de luz. Me diste permiso de contemplar un árbol; y en ese árbol, está un niño que abre un libro, entonces una gran fuente en donde un anciano se allega y les da de beber de esta agua cristalina. …

(Análisis)

74. ¡Bendita seáis, Mi pequeña!… Con Humildad, dais testimonio en esta alba de Gracia, de lo que vuestras pupilas han contemplado, sea el testimonio para este Pueblo; mas en Verdad os dice el Maestro, que no es menester que los ojos de los Profetas vean para que vos creáis, vos creéis en Verdad, vuestro espíritu cree desde el instante en que Yo aparecí entre vosotros en este Tiempo, vuestro espíritu Me Ama, Me sigue y Me cree.

75. El testimonio de los Profetas, es para los que llegan incrédulos, es para los que dudan de esta Verdad, para los que no conocen la Grandeza de Mi Obra, mas también el Testimonio de los Profetas, es para prevenir, para anunciar al Pueblo de Israel, para dejar escrito para las generaciones venideras, lo que ha de ser; y el Pueblo, a través de los tiempos, no se confunda, no caiga en debilidad. Ésta es su Misión. Yo recibo vuestro miraje: y seguid Preparándoos, seguid estudiando y analizando, que en esta alba de Gracia, Mi Caridad es con vos. Yo os Bendigo, os Consuelo y os Conforto en Mi Nombre que Soy el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. …

76. Pueblo Amado de Israel que habéis Escuchado Mi Palabra en esta alba de Gracia, no sea sorprendido vuestro corazón si de esta manera os he hablado, pero hay tristeza en Mi Espíritu al contemplar que los tiempos han transcurrido y aun contemplo la desunión, la desorientación del Pueblo de Israel. Breve he hablado de esta manera, mas no he querido herir vuestro corazón, Pueblo Bendito, sólo he querido poneros en Puerto de Salvación; sin embargo, Mi Amor, llevaréis con vos.

77. Cuanto más menesteroso es el hijo, más se acerca el Padre a él para colmarlo de Dones y de Gracias.

78. Voy a deciros, Pueblo, que el Padre va a abrir su Arcano y va a derramar la Luz sobre vos, en aquella alba de Gracia primera de este año que principiará; y será en vosotros, la Revelación, Ella sea desatada entre los Labriegos, la Intuición y los Mirajes, también de esto daréis a conocer a vuestros Guías y Labriegos y los Guías Analizarán el fondo de esa Revelación.

79. El Mundo Espiritual está Preparado y se acercará a vosotros para hablar, para deciros qué es lo que Significa cada uno de esos Sueños o Mirajes; mas no los dejéis pasar desapercibidos, no durmáis; dadles a conocer a vuestros Guías, no calléis vuestros labios, será la Voz de Mi Palabra la que hablará en cada uno de esos Mirajes o Videncias, Revelaciones o Intuiciones.

80. Os dejo Preparados. Velad y Orad y conoceréis por la Intuición, cuál es el Miraje llamado Sano y Puro que Yo por Mi Voluntad Divina he presentado a vuestras Pupilas Espirituales. No os materialicéis, para que no tengáis revelaciones extrañas, confusas o imperfectas; pues cuando esto fuere, callaréis vuestros labios y no hablaréis. Yo os diré cuando es la Revelación Espiritual, cuando habéis estado Preparados; y entonces, daréis a conocer al Pueblo lo que Yo os he Entregado.

81. En esta alba de Gracia he hablado a los Guías, Portavoces, Labriegos y Profetas, Columnas y a la Pluma de Oro. Escribid en Verdad, sin interrumpir Mi Palabra. Yo Bendigo a la Pluma de Oro que fielmente transcribe Mi Palabra, porque esta Palabra será dada a conocer a las generaciones venideras, porque de su trabajo Yo Me serviré para formar el Libro de Oro, para dejar concluida Mi Obra en este Tiempo.

82. A la Piedra Fundamental de cada Recinto, doy Fuerza, doy Luz y Gracias, renuevo los Dones en vos mismo; os doy Intuición, porque vos viviréis, cerca del Guía que os he confiado, seréis hermano y amigo confidente también del uno al otro; mas, resolveréis los problemas, de cada uno de los Recintos. Elías, será con vosotros; la Luz de su Espíritu -que es la Luz de Mi Espíritu- estará con vosotros; y Benditos aquellos que en reunión estuviesen para deliberar en Paz, -en privado- de vosotros mismos, Mi Palabra y Mi Obra porque ahí estaré Yo, estará Mi Presencia, estará Mi Fuerza y seréis Benditos.

83. Vuestro entendimiento, será grande; Yo contemplaré la Buena voluntad, el Amor, el deseo de Progreso para el Pueblo de Israel; y ahí estaré Yo, para brindaros la Ayuda, para Elevar a vuestro espíritu y apartar toda confusión, toda tiniebla y todo error, porque ésta es Mi Voluntad.

84. Conduciréis paso a paso al Pueblo de Israel, por conducto de vosotros, ¡oh! Guías, al punto, donde debe encontrarse el Pueblo Escogido en este Tiempo; en el principio de una gran Etapa de Perfeccionamiento, de Depuración y de Cumplimiento.

85. ¡Yo os Bendigo!… Recibo en esta Alba de Gracia, a vuestro corazón, como he recibido a vuestra simiente; le conforto, le consuelo y le aliento y le digo: Sed Fuerte en la lucha, no os amedrenten las pruebas, apartad los obstáculos… y en Verdad, id Adelante, porque muchos os siguen, porque muchos esperan de vos, porque su mirada está fija en vos; y en Verdad, vuestra Porción, ha de Salvarse por vos mismo.

86. Dejo Preparadas las Porciones, derramo la Luz de Mi Espíritu y os dejo Orando y Velando, para que esperéis la visita del Eterno Padre que -en cortas albas- será entre vosotros; al Mundo Espiritual, lo Ilumino; al menesteroso, al que sufre, al confundido y al muerto en su espíritu y Verdad, le doy Vida de Gracia, Luz y Redención, en Mi Nombre que Soy el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. …

87. Los Dones, derramados están entre vosotros. ¡Orad, luchad y trabajad y salid Avante, porque ésta es Mi Voluntad!…

88. ¡Yo Bendigo todas las cosas creadas, todo lo que el Padre ha dejado entre vosotros, como Gracia y Caridad!… ¡Bendigo las aguas, los frutos, la Tierra y todo cuanto os ha sido entregado para el Bien de vosotros mismos!… Bendigo a todas Mis Creaturas, al hombre mismo, a varones y mujeres, ancianos y niños que padecéis sobre el haz de la Tierra, Yo os Bendigo, os doy Fuerza y Consuelo y derramo sobre vosotros el pan y lo que habéis menester, en Mi Nombre que Soy el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. …

89. En los unos, enfermos, sea Mi Bálsamo; en los otros, entristecidos, sea Mi Consuelo y Mi Paz; derramo en estos instantes, Luz y Gracia sobre las aguas que Me habéis presente, las dejo Saturadas y preparadas para el Bien de la humanidad, en Mi Nombre que Soy el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. …

90. ¿Tenéis Atrición, Pueblo Amado?… ¡Bendito seáis!… Mi Presencia ha sido en esta alba de Gracia, en lo más profundo de vuestro corazón. Yo contemplo las llagas, pero una gota de Mi Sangre, viene a calmar la pena de vuestro corazón. Yo os Perdono, Yo os dejo limpios; sin embargo, guardad las Vestiduras de Gracia que os concedo en estas albas, para que podáis llegar al final de este año con la Pureza y la Blancura de Mi Espíritu Santo. Yo os dejo Mi Bendición y Mi Paz, Pueblo Amado, Mi Amor y Perdón, en Mi Nombre que Soy el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. …

91. Y por vos, Pueblo Amado, Perdono a la humanidad, no contemplo sus faltas, sólo la Perdono y le doy un tiempo más para que ella, vuelva a su Camino, porque ésta es Mi Voluntad. ¡Adiós, Pueblo Amado de Israel, que la Luz de Mi Espíritu sea entre vosotros!…

¡Mi Paz, sea entre vosotros!…

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.