Cátedra 19480104 R1

De Wiki Espiritualista
Saltar a: navegación, buscar

Cátedra del Verbo Divino, día Domingo, Enero 04 de 1948

Tema: ¡Causa de la División del nuevo Pueblo de Israel!...

¡Gloria a Dios en las Alturas y Paz en la Tierra a los hombres de Buena Voluntad!... Gloria a Dios en las Alturas y Pasa Mi Espíritu Divino de la Escala de Perfección a la de Jacob, para una vez más desde ahí enviar Mi Palabra entre Mi Pueblo Bendito de Israel, en este día 04 de Enero de 1948, en que reunidos y congregados podéis encontraros, Mi Pueblo, en representación de los Siete Sellos, de las Siete Iglesias que Elías, por conducto del hijo del hombre, vino a implantar por Mi Voluntad a esta Nación de la Tierra. Yo os Bendigo, y os recibo en esta alba de Gracia y por vos al Universo entero, en Mi Nombre que Soy el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. …

  1. Pueblo Amado de Israel, habéis recibido en este día de Gracia, una vez más, la Preparación de Elías, vuestro Pastor. ¡Reconocedlo y Ayudadlo!... Grande es el trabajo que lleva Conmigo.
  2. Desde el Primer Tiempo, Preparado por el Padre Eterno Gran Jehová, siempre el Pastor se ha manifestado delante de vosotros; siempre ha habido un Precursor de la Palabra Divina, de la Llegada del Padre hacia el mundo Terrestre y hacia el Mismo Pueblo que gran Revelación Yo os he confiado y nunca habéis reconocido a vuestro Pastor.
  3. Y nunca, en Verdad, os habéis preocupado por conocer la Enseñanza Espiritual y la Verdad; siempre en el Camino, os habéis manifestado cual el débil, el frágil, el ignorante; y por ello, vuestra planta habéis encaminado para formar sectas y religiones y para adorar al becerro de oro, a los elementos, a los metales habéis creado un dios materializado en la Tierra y habéis olvidado que os encontráis sujeto a Mi Voluntad Divina.
  4. Sin embargo, siempre Dios, se ha Manifestado como Padre en vuestra existencia; habéis pedido riquezas materiales en los tiempos que Yo os he confiado, habéis pedido Preparación de Inteligencia; y el Espíritu Divino, se ha Manifestado con la Luz que Yo os he confiado.
  5. Habéis pedido, al Padre: Potencia… para morar en este mundo; y habéis convertido, -en los Tiempos que Yo os he confiado- a vuestra hermana humanidad en esclava y sierva vuestra. Fuisteis los señores del ayer, fuisteis los opulentos del ayer y fuisteis también, los vanidosos y egoístas de ayer; y por ello, Yo, -la Justicia Perfecta- no os he Juzgado.
  6. Cuando he descendido y Me he encontrado muy cerca de vuestros corazones, Me he Manifestado como Padre y he sabido Perdonar vuestras flaquezas y debilidades, os he entregado la Bendición, os he puesto en el Camino Verdadero y os he entregado en cada día que de existencia humana os he confiado en el planeta Tierra: El pan, el jergón, la techumbre… y siendo el Poder Sublime, siendo el Dios Todopoderoso, Me habéis convertido en vuestro Siervo; y Yo, os he Perdonado.
  7. Os he entregado lo que -a cada instante- al Padre habéis solicitado; y Pacientemente en el transcurso de los Tiempos, he esperado que os levantareis a Cumplir la Misión que siempre os he encomendado, he esperado que os levantareis a Practicar la Ley Espiritual que Yo os he entregado.
  8. Y los Tiempos, han pasado; y en esos mismos Tiempos, -en que os he confiado Evolución- ¡oh! Israel Amado, habéis hecho sufrir a vuestro Dios, a vuestro Padre, a vuestro Maestro, habéis hecho que derrame Mis Lágrimas Purísimas; y vosotros, habéis sido la Causa principal de consumar Mi sacrificio en la Crucifixión de Jesús, en el Segundo Tiempo.
  9. No habéis sabido Estudiar ni Analizar Mi Enseñanza, habéis olvidado lo mucho que Yo os he entregado y habéis buscado solamente la complacencia en vuestra existencia corporal: El recreo y el goce material… os habéis olvidado de vuestro espíritu, os habéis olvidado de vuestro Creador y os habéis conducido, según vuestro propio Libre Albedrío; y sin embargo, Yo no desciendo para Juzgaros, porque ese tiempo de Juicio, no ha llegado para vosotros.
  10. Pueblo Escogido, bien lo sabéis que Soy la Justicia Perfecta; sin embargo, aun siendo la Justicia, Yo no os entrego el castigo; sois vos, Pueblo Amado, quienes os vais Labrando el castigo, el sufrimiento y la amargura; y recordad Mi Pueblo, que siempre Yo he descendido entre vosotros a entregaros Redención, a entregaros un átomo de Mi Luz Divina, a tomaros de la mano para Conduciros por el Certero Camino de la Espiritualidad.
  11. Recordad, Israel, qué Tiempos han transcurrido, contemplad el Tiempo en el cual os encontráis morando; y preguntad a vuestra Conciencia y corazón: ¿Qué habéis hecho, en Beneficio de vuestra hermana humanidad?... ¿Qué podéis hacer presente, -Lícitamente- ante Mi Mirada Infinita?... ¿Por ventura, la Ley Divina, es conocida por el mundo?... ¿Mi Obra, ha avanzado?... ¡No!... Israel Amado, Yo la he contemplado estacionada en la medianía del Camino.
  12. Yo he contemplado, el que os habéis familiarizado con Mi Palabra; Yo he contemplado, que os habéis dividido en bandos y he contemplado que no creéis en Mi Esencia, Presencia y Potencia. ¿Por qué?... Porque siempre he entresacado de la humanidad a corazones Humildes, Sencillos y pecadores para Manifestarme por conducto de ellos mismos; por ello, no Me habéis creído, habéis desconocido Mi Ley Espiritual y habéis creído que es el hombre, el que se levanta para entregaros –según su Intelecto material– la Enseñanza que cada día os encontráis escuchando.
  13. Sin embargo, también recordad, Pueblo Amado, que Yo he dicho al postrero: Escudriñad -en su yo Consciente, a los cuerpos por los cuales desciendo a Comunicarme. Ellos son torpes, ignorantes y pecadores. Nada tienen que entregar, es pobre su intelecto humano; y en los mismos, no hay capacidad para hablaros como Yo, el Padre Celestial, se encuentra hablando a los hijos.
  14. Ésta es la causa, por la que ha habido división en Israel. Sus Tribus, se han desconocido de las unas a las otras. Cada uno que he entresacado para entregarle Cargos y Dones, se ha creído a maestro y señor; y se levanta a entregar Mi Ley y a dar a conocer Mi Obra, según su torpe y pobre intelecto humano material.
  15. Todos quieren ser primeros, todos quieren ser maestros y señores; pero, en Verdad, Maestro Perfecto solamente existe Uno; y como Señor, no vino a subyugar; y como Señor, no vino a haceros esclavos; como Señor, no desciende hacia vosotros para daros el castigo. El Padre Celestial, desciende con Amor, para entregaros en vuestra mano lo que os hace falta; el Maestro de maestros, desciende a Preparar vuestro camino para entregaros la Caridad, el Consuelo y el Pan.
  16. Muchas veces, Pueblo, no veis que Efectivo puedo Manifestarme en vuestra Vida; mas, esto no es porque así sea Mi Voluntad. Si Soy Bondad, no puedo negaros algo de lo que os hace falta. Si Soy Padre, no puedo olvidar vuestras penas y sufrimientos. Si Soy vuestro Dios, no puedo abandonaros en el caos, en la tiniebla, en vuestro dolor y sufrimiento.
  17. Por ello, es que llego hacia vosotros como Maestro, para entregaros: Preparación, Enseñanza, Luz, Verdad y Amor… para que Me reconozcáis, para que contempléis ante Quién os encontráis escuchando la Enseñanza.
  18. Sois el corazón ingrato, Pueblo Amado, sois el corazón débil que no habéis sabido Acogeros a los Beneficios que Yo os concedo; que no habéis sabido aprovechar la Fortaleza que -a cada instante- Yo vengo a entregaros, para que la humanidad se levante formando Unión, Fraternidad y Armonía en sus distintas sectas y religiones que el hombre ha forjado; por ello, Pueblo Escogido, contempláis que el mundo se encamina a una nueva guerra; por ello, se levantan corazones vanidosos y egoístas, invocando a la influencia bélica.
  19. El Tercer Tiempo… ha sido Marcado; y en los años que han transcurrido del Mismo, el Nuevo Pueblo de Israel, no se ha levantado para Ayudar a su hermano y semejante; menos ha Practicado en su camino, la Doctrina y los Dictados de la Ley que a su cuidado le he entregado.
  20. Cerca de vuestro propio corazón, se aposenta el postrero, el increyente; se aposenta el escudriñador, el blasfemo y aquél que se mofa de Mi Palabra y de Mi Enseñanza porque contemplan que los Discípulos que Yo he entresacado en este Tercer Tiempo, son los débiles e ignorantes.
  21. Aun estando en la Luz, caminan por las tinieblas; estando morando en Mi Amor Celestial, buscan el odio y la mala voluntad; y recibiendo Enseñanza de Moralidad, de Justicia y de Amor, conciben malos actos y pensamientos en su corazón y reflejan en su camino su materialidad, su incomprensión y su ignorancia.
  22. Debido a todo ello, el científico, el teólogo, aquél que se le dice sabio, no cree en Mi Llegada Divino en el Tercer Tiempo; menos en el Descendimiento de Mi Rayo Universal, para descansar en el cerebro humano al Transmitir Mis Mensajes. Creen imposible que la Potencia Divina haya Escogido entendimientos torpes y pecadores, para Comunicarse con el mundo. Sin embargo, han olvidado que: Yo Soy Potencia, Soy Creador y Soy Dios. …
  23. Me encuentro haciéndoles el Llamado en este año, porque os he anunciado, Israel, que el hombre escudriñador se aposentará, la ciencia os interrogará; la ciencia escudriñará, querrá probar al Padre Celestial, al Maestro de maestros y a Mi Mundo Espiritual de Luz.
  24. No es Mi Voluntad, Pueblo Amado, que el científico, os sorprenda en el camino; que las sectas, os arrebaten la hoja de la Ley, la Joya de Incalculable Valor que en vuestra diestra, os he entregado. ¡Yo, como Poder Celestial, vengo a entregaros y reforzaros de esta Potencia y de esta Caridad!...
  25. Recordad, Pueblo, que Yo os he dicho: Si en Verdad, tuvierais autentica Fe en vuestro corazón y Confianza en Mi Poder, al Lázaro levantaríais de la fosa, al ciego le entregaríais la Luz y al paralítico le entregaríais su caminata; y hasta este día, esta prueba el hombre no ha contemplado; por ello, duda de la Gracia que en vos he depositado, duda de Mi Presencia Divina y duda de Mi Poder Celestial; y vosotros, sois los Responsables, Pueblo de Israel; es vuestro espíritu, el que Me ha de responder, porque a él vengo a Salvar, a él vengo a Redimir.
  26. Él Me ha de responder, desde la primera hasta la última Sílaba escuchada en el Recinto Preparado; pero recordad, Pueblo, que siempre Yo os he dado el Alerta y os he dicho: La materia es el primer obstáculo que impide la Liberación del espíritu; la materia siempre se ha levantado como obstáculo, para que el espíritu pueda Cumplir la Misión que del Padre ha recibido; y es la misma materia, -inducida por las pasiones- la que no quiere doblegarse a Mi Voluntad.
  27. Es la misma materia -en su inconciencia- la que desconoce la Justicia, el Poder, la Gracia y Mi Amor; mas al espíritu, le he entregado Potestad e Inteligencia, al espíritu he entregado Conciencia y una Espada de Justicia y Amor para que él Luche por Armonizarse en su propia materia; materia que le he confiado en una Restitución; pero que él, se ha Manifestado cual débil y se ha dejado arrastrar por los caminos inmundos de la Tierra.
  28. Sin embargo el Padre, al contemplar que con este Tercer Tiempo se está llegando al Final de los Tiempos, desciende hacia este mundo perdido y pecador para darle Salvación al espíritu, a brindarle la Oportunidad de encontrar a su Salvador, a brindarle la Oportunidad de Alcanzar a Conocer la Tierra Prometida Espiritual y a darle la Oportunidad de que él pueda llegar Limpio y Puro, como de Mí ha brotado, a Morar en Mi Corazón Divino y en Mi Gloria Celestial.
  29. Pueblo Amado, Aprovechad este último Tiempo que Yo os he confiado. No sabéis cuál será el final, no sabéis qué día, qué hora Yo, el Poder Sublime haga el llamado a vuestro espíritu; por ello, Yo os digo, Israel Amado: ¡Apresurad vuestra planta, Reconoced el momento y Practicad en el sendero, lo Dictado en la Ley Espiritual!...
  30. Despojad vuestro corazón del materialismo y Limpiad vuestra Conciencia; para que Ella, os dé a Conocer: Vuestras Buenas y malas obras, vuestros Buenos y malos pensamientos… y así, -ante los demás- pueda manifestaros, por los caminos que Yo he Preparado: Cómo el Verdadero Compañero, como el Verdadero Apóstol, como aquel Escogido por el Poder Sublime… y Yo, -por vuestro conducto- pueda Manifestar a los hombres y a la ciencia: Mi Sabiduría, Mi Caridad, Mi Bondad y Mi Misericordia. …
  31. ¡Os esperan grandes pruebas, Pueblo Escogido!... ¡Gran Lucha os espera!... y el mañana, no quiero que digáis que no habéis recibido la debida Preparación y Enseñanza de vuestro Maestro; no quiero contemplaros el mañana, como: El perdido, el menesteroso y el paria en el camino… cuando pudisteis haber gozado de una grande e inmensa Potestad, cuando ocupasteis el Primer Lugar, cuando Yo os mecí en Mis Brazos Paternales, cuando Yo os coloqué en el mejor Lugar, en el Banquete Celestial y en Él saboreasteis el mejor Manjar y bebisteis el mejor Vino.
  32. No quiero contemplar a vuestro espíritu, vagando sin rumbo en la inmensidad del Universo, no quiero contemplar que él, se interne en las cavernas de la oscuridad y vaya arrastrando consigo las cadenas que pueda su propia materialidad haberle entregado.
  33. ¡No, Pueblo Amado!... Escuchad a vuestro Maestro y levantaos en el preciso instante a Luchar y a Trabajar para dar a conocer Mi Ley y el mundo reconozca el Sabor de los sabores; para que el mundo, pueda Recrearse con el Amor de los amores y escuchar los Trinos de los Ruiseñores.
  34. Mi Ley… es con vos; la Potestad, la lleváis en vuestra diestra; el Bálsamo Verdadero de Curación, Yo os lo he entregado. Si vosotros Me Cumplís, si os levantáis, en Verdad, en el Sendero Espiritual con Amor y Caridad; todo lo que os he ofrecido, Yo lo Cumplo: ¡Al Lázaro, lo levantaréis de la fosa; el ciego, contemplará la Luz; y el paralítico, caminará!....
  35. Si no Me cumplís, Pueblo Amado, vos mismo os iréis labrando el compromiso, el sufrimiento, el dolor y os colocaréis en el postrer lugar; veréis cómo en Verdad, los vuestros, perecen; contemplaréis que el pan, hace falta en vuestra mesa y palparéis que la guerra, os arrebatará a los seres más queridos de vuestro corazón; y contemplaréis que la Nación, -en donde Yo os he entregado Paz y Yo la he Escogido para Agraciaros- es manchada con la sangre inocente, que la planta extranjera hollará el suelo y sentiréis el yugo y el cargo de aquellos que han de llegar a subyugar vuestra Nación; ellos os convertirán en esclavos y os alejarán del Camino Verdadero; ellos os alejarán de Mi Ley, harán que, en Verdad, habiendo estado inmersos en la Luz, estéis entre la tiniebla; que aun habiendo contemplado Mi Luz Divina, ellos os harán contemplar la idolatría, el fanatismo; y os harán alimentar el paganismo y la adoración para los ídolos e imágenes hechas por la mano del mortal.
  36. ¡Grande, muy grande será vuestro sufrimiento, Pueblo Amado, si os desviáis del Camino señalado!... ¡Grande será también vuestro Arrepentimiento!... Sin embargo, os dice la Voz del Padre: Tarde, muy tarde, llegareis a Sentir esto, porque habrá pasado este Tercer Tiempo y Mi Voz, ya no la oiréis ni escucharéis más en esta forma!... os encontraréis caminando por los senderos de este mundo, cual los huérfanos y menesterosos; ya no contemplaréis Mi Luz ni Escucharéis Mi Voz. Vuestro espíritu -que materializado se encontrará- no sabrá cómo romper las cadenas de su materialidad para poder Elevarse hacia lo infinito; él se perderá en su turbación y encontrará la muerte aparente, encontrará el letargo y las tinieblas, cuando ésta no es Mi Voluntad.
  37. Por ello, Pueblo Amado, desciende Mi Rayo Universal para Prepararse y deciros: Pueblo Escogido, dad el Verdadero Valor a Mi Enseñanza; Estudiándola y Analizándola para que así Comprendáis cómo el Padre está hablando entre vosotros, para que podáis saber Practicar los Dictados de Mi Ley y entregar según Mi Voluntad Divina; porque contemplad que solamente Una Ley he entregado a los hombres, una Luz, una Gracia, una Potestad y Un solo Dios se Manifiesta en todos los Recintos; los cuales, llegan a Aposentarse en cada Recinto; Trino y Uno en Verdad, Un Solo Dios Verdadero, se Aposenta desde la Escala de Perfección hacia la de Jacob, para enviar su Verbo Divino a este mundo Terrenal; y es Mi Luz Divina, la que se esparce en el Universo entero.
  38. Pueblo Amado: ¡Quiero contemplar Un solo Templo, un solo Árbol, una sola Voluntad, un solo Cumplimiento!... que contemplando el Maestro Amado la Unificación, el Cumplimiento, la Obediencia y la Humildad; Yo -como Poder Sublime- retendré a la influencia bélica, haré el Llamado a los espíritus tentadores para que ellos, no os tiendan sus redes; y así, no podáis caer en ellas.
  39. Contemplad cuánto os ofrece el Padre, Pueblo Escogido. Ya que Yo, siendo el Supremo Creador, no os exijo ni os impongo; solamente desciendo a solicitaros: Cumplimiento, Obediencia y Humildad… sin embargo, Pueblo Amado, sois Vos, el que os levantáis desconociendo Mi Palabra, a las Lecciones e indicaciones que he entregado; sois vos el que os levantáis para poner el obstáculo para el Buen Cumplimiento a la Misión que os he Encomendado en este Tercer Tiempo de Mi Comunicación Divina; sois vosotros, Discípulos Amados, los que ponéis la gran barrera, para que Mi Ley no sea Conocida, para que Mi Obra no Avance y para que Mi Mundo Espiritual de Luz no entregue la Verdad, la Prueba y el Prodigio.
  40. Yo, el Poder Celestial, poco puedo negarles a Mis hijos muy Amados. Yo les entrego el Bálsamo de Curación, el Consuelo al que sufre, Fortalezco al débil y levanto al caído; pero de todo cuanto Me encuentro entregando al menesteroso, vosotros, Me habréis de Responder; porque ésta ha sido la Misión encomendada al espíritu; y vuestro espíritu, de esta manera ha de Restituir, Limpiar y Lavar, las manchas que en los Tiempos pasados por él mismo se ha causado.
  41. ¡Reconoced Mi Palabra, hijos Amados de Mi Divinidad, que Me encuentro hablando a todos por igual, para que cada uno, -según su Preparación y su Elevación-, Comprenda cómo el Verbo Divino se encuentra entregando su Enseñanza en este Tercer Tiempo!... ¿Me habéis Comprendido, Pueblo Amado?... Yo os Bendigo en Mi Nombre que Soy el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo. …

¡La Paz de Mi Espíritu, sea con vosotros!.